OATH 2 enero 2018
 

Toca entender a la Generación Alfa, los hijos de los Millennials

Toca entender a la Generación Alfa, los hijos de los Millennials
Viernes, 01 de diciembre 2017

Los hijos de los Millennials tendrán una exposición a la tecnología sin precedentes y rechazarán la publicidad. Las marcas, por tanto, tan sólo podrán establecer una relación con ellos mediante contenidos muy personalizados y emitidos en el momento exacto de consumo.

La agencia de comunicación global Hotwire ha presentado el estudio "Entendiendo a la Generación Alfa", un informe donde se recogen las principales tendencias tecnológicas que afectarán a los consumidores del futuro y cómo las marcas tendrán que adaptarse a las nuevas exigencias de éstos. Realizado en colaboración con la revista The Wired, el informe recoge las opiniones de 12 expertos en tecnología y educación.

Durante la presentación del estudio Estefanía Lacarte, directora de comunicación para el Sur de Europa de Groupon, y Abraham Martín, director de marketing de El Tenedor para España, Portugal y Brasil, han explicado cómo desde sus marcas se están preparando para conectar con la Generación Alfa, la nueva generación de consumidores

La nueva generación de jóvenes tendrá una exposición a la tecnología sin precedentes. La Generación Alfa –un término acuñado por el investigador Mark McCrindle para describir el grupo de jóvenes que ha nacido a partir del año 2010 en adelante- jugará, aprenderá e interactuará de forma totalmente nueva. Estos avances tecnológicos cambiarán radicalmente la relación entre los consumidores y las marcas y que ya se observan en la Generación Alfa -los hijos de los Millennials-.

Según Miren Elía, directora de cuentas de la agencia de comunicación global Hotwire, “estos niños han nacido en un momento donde los dispositivos tecnológicos son cada vez más inteligentes, todo está conectado, y donde lo físico y lo digital se unen en un solo mundo. Conforme crezcan, las tecnologías que parecían nuevas o extrañas, para ellos formarán parte de sus vidas, como por ejemplo sucede con la inteligencia artificial. Algunos dispositivos de inteligencia artificial como los de reconocimiento de imagen o voz, como la Hello Barbie de Mattel o los Hatchimals así lo demuestran y otros están entrando en nuestras casas en forma de dispositivos con Internet de las Cosas y asistentes de Inteligencia Artificial como Amazon Echo o Google Home”.

Los avances tecnológicos no solo suponen ventajas para las marcas, también muchos retos, especialmente en lo que respecta a la adquisición y gestión de los datos personales. Los gadgets como dispositivos electrónicos y wereables recaban cada vez más información de sus usuarios, las empresas son capaces de cubrir sus necesidades de una manera más precisa y desarrollar productos basados en sus experiencias y comentarios. Sin embargo, según se recoge en el estudio "Entendiendo a la Generación Alfa", la entrada de estos dispositivos en la vida de los más jóvenes puede generar controversia.

“Conceptos como ‘Inteligencia Artificial’ o ‘Internet de las Cosas’ sonaban a ciencia ficción hasta hace no mucho; la irrupción de estas tecnologías en nuestra vida cotidiana, no solo han transformado nuestras vidas, sino la forma en la que marcas y empresas necesitan aproximarse a los consumidores, entendiendo cada vez mejor sus motivaciones. La generación Alfa será una ‘audiencia’ hiper-sensible a ciertos estímulos y aquellas empresas que no logren conectar con ellos de forma natural, tenderán a desaparecer”, comentaba Yashim Zavaleta, director de Hotwire para España y México.

Las marcas tendrán que adaptarse a los nuevos hábitos de consumo de la Generación Alfa

Una de las conclusiones más significativas del estudio es el aumento del uso de la voz como interfaz en los dispositivos electrónicos. Por ello, la voz volverá a ser un elemento clave en la relación entre las marcas y los usuarios. Asimismo, la relación entre las marcas y los consumidores se producirá a través de canales que éstas ya no controlarán, siendo el vídeo el formato estrella para cautivar a estos nuevos consumidores.

Además, tal y cómo se está observando en los Millennials y la Generación Z, la Generación Alfa rechazará la publicidad, por lo que los responsables de marketing y comunicación tendrán que articular sus campañas en torno a contenidos y experiencias memorables. En este contexto, las marcas solo conseguirán entablar una relación con el consumidor en el momento exacto de consumo.

Gracias al acceso a los datos, las marcas serán capaces de ofrecer contenidos cada vez más personalizados a las diferentes identidades online de los nuevos consumidores en cada una de las distintas redes sociales. Sin embargo, los consumidores serán cada vez más celosos del uso de sus datos personales, sino obtienen una compensación por ello. Por ello, el uso de los datos por parte de las marcas deberá ser cada vez más responsable y respetuoso.


Grupo Control