Los unicornios existen

Los unicornios existen
Jueves, 08 de octubre 2020

Seguimos haciendo recuento de las mejores acciones digitales de los últimos 20 años y es el turno de Alba Vence, Chief Creative Officer de FCB&FiRe, para destacar un fenómeno mundial basado en la realidad aumentada que batió todos los récords y tardó apenas un año en desvanecerse.

2016 será un año recordado por lo que se llamó el fenómeno Pokemon Go! Pero no solamente recordado por los lectores de este espacio o por los integrantes de nuestro sector digital, sino que lo será por el mundo entero. Porque pocas veces sucede que algo se convierta en un fenómeno mundial, hasta el punto de que, como en este caso, la gente corriera el peligro de ser atropellada por la calle. Me recuerda, en cierta manera, al Ice Bucket Challenge. Si bien creativamente tirarse hielo por encima no tuvo nada demasiado reseñable, su éxito popular mundial es para quitarse el sombrero.

En el caso de Pokemon Go! conviene recordar que rompió 5 récords mundiales y se convirtió en el juego número 1 en 55 países simultáneamente. Ahí es nada. Y todo ello con una dificultad añadida: estaba basado en una tecnología de esas que los gurús abrazan como “la tecnología que ha llegado para quedarse”. Y que luego, seamos sinceros, pocas veces se queda. La realidad aumentada tuvo en este juego su máximo exponente y fracaso. Un romance de verano que coleteó hasta finales de año. Y yo, que me veo revisitando el fenómeno ahora, solo pue- do sacar la conclusión de que triunfó por ser la forma más simple y humana de tratar esta tecnología. Me hace recordar que por muy avanzada que sea una tecnología, por mucha transformación digital que queramos, por mucho data driven y demás futuros que pretendamos, si algo no está pensado bajo el prisma de las emociones humanas, nunca llegará a nada. Ahora bien, cuando llega, es un auténtico unicornio.


Grupo Control