Vídeo digital y publicidad nativa, caballos de batalla para 2020

Vídeo digital y publicidad nativa, caballos de batalla para 2020
Jueves, 27 de febrero 2020

El año que dejamos atrás trajo consigo movimientos considerables en la industria. Desde cambios en la forma en que los navegadores gestionan el trackeo de las cookies, a canales emergentes como los CTV y DOOH, no hay duda de que 2019 ha sido un año de evolución y transición.

Este 2020, anunciantes y publishers seguirán interiorizando el impacto de los cambios y movimientos en su sector, mientras continúan buscando nuevas oportunidades y desafíos.

1.- La necesidad de transparencia está cambiando la publicidad programática. Los anunciantes demandan mayor claridad por parte de los publishers, de las plataformas UGC, de los DSP y de las agencias. Aumenta la creencia de que los socios deberían abrirse a una mayor transparencia y dar acceso a informaciones como la del inventario de medios, procedencia y calidad de los datos o la atribución de las campañas.

2.- El futuro de la publicidad nativa está emergiendo. La publicidad nativa continúa aumentando. Las compañías gastaron 44 mil millones de dólares en ella durante este año, y se espera que esta cifra continuará creciendo a medida que los canales emergentes desarrollen nuevos formatos. La realidad aumentada (AR) es un buen ejemplo de ello, ya que se calcula que el gasto pasará de los 780 millones de dólares en 2019 a los tres mil millones en 2022. Pottery Barn, por poner un ejemplo, está utilizando publicidad nativa con AR para que sus clientes puedan ver cómo quedarían sus productos en sus casas antes de comprarlos. Otras marcas como Chevrolet, Volvo, JCPenny o Home Depot también están apostando por este tipo de iniciativas. Por eso, en 2020 veremos cómo las marcas invierten más en formatos nativos emergentes. No podemos olvidar tampoco que las novedades en conectividad, especialmente el 5G, allanarán el camino para poder ofrecer experiencias más creativas. El éxito de nuestro 5G Lab es una buena muestra del interés que la llegada de la nueva conectividad está suscitando entre las grandes marcas.

3.- La batalla entre el vídeo SVOD & AVOD. Más del 80% de los expertos en marketing creen que el vídeo digital se está convirtiendo en una parte importante de su estrategia y más a medida que crece la tasa de adopción de usuario. El vídeo seguirá evolucionando y asistiremos a la batalla entre los servicios de vídeo bajo demanda por suscripción (SVOD) y los de vídeo bajo demanda basado en publicidad (AVOD), a la par que veremos una mayor convergencia entre formatos más tradicionales y largos, los de televisión, y otros más cortos, para móviles y OTT. Por eso, quienes quieran moverse en el entorno SVOD tendrán que crear contenido diferencial para asegurar su cuota de mercado. Disney+, que ha apostado por la variedad ofreciendo desde Iron Man a sus clásicos Disney de siempre, es un buen ejemplo de por dónde hay que ir.

4.- Contenido + ecommerce, un tándem clave para los publishers. Las compañías de medios digitales tienen que diversificar sus fuentes de ingresos. Y es aquí donde entra en juego el ecommerce. Para los publishers premium se trata de una oportunidad gigantesca que pueden integrar fácilmente en su negocio. Por eso creo que el próximo año veremos cómo más publishers se deciden a integrar el ecommerce en su publicidad nativa y en otro tipo de anuncios, así como en sus programas de afiliación.

En definitiva, transparencia, impulso de la publicidad nativa y del vídeo son algunas de las tendencias que podemos esperar ver crecer en este año que, sin duda, se presenta como un año de oportunidades.


Exponential marzo 2020
 
Grupo Control