Digitas LBi
 

Un español presidira la Patronal Mundial de la Comunicacion y RR.PP.

Jueves, 31 de octubre 2002

Carlos Lareau es presidente para Europa Meridional y Consejero Delegado para España de la multinacional Burson-Marsteller

La Organización Internacional de Consultorías de Comunicación  (ICCO) ha elegido al representante de España, Carlos Lareau, como nuevo presidente del organismo, que agrupa a las asociaciones del sector de la Comunicación Empresarial y las Relaciones Públicas de 30 países. Lareau tomará posesión de su cargo en octubre de 2003, al concluir el mandato del actual presidente, el norteamericano David Drobis. 

La elección se produjo en el curso de la última Asamblea General Anual de ICCO, celebrada en Estocolmo. Lareau, presidente para Europa Meridional y Consejero Delegado para España de la multinacional Burson-Marsteller, ha representado durante los últimos cuatro años a la Asociación de Empresas Consultoras de Comunicación (ADECEC) en el organismo internacional. 

"Esta elección es un reflejo del creciente peso de España como uno de los principales mercados mundiales en el sector de la comunicación y las relaciones públicas", señaló el presidente de ADECEC, Agustín de Uribe-Salazar. "En los últimos años, nuestro sector ha crecido a un ritmo cercano al 20% anual y se ha convertido en un servicio fundamental para la actividad de las empresas españolas, tanto en su dimensión doméstica como en su proyección internacional", añadió el presidente de la patronal. 

Fundada en 1991, ICCO agrupa a las asociaciones nacionales de las empresas de comunicación y relaciones públicas y tiene como objeto promover y desarrollar la profesionalidad, ética y calidad de servicio de las consultorías de comunicación. Una de sus funciones principales es defender a las empresas del sector -tanto las encuadradas en multinacionales como las consultorías independientes en diferentes países-del intrusismo de los llamados "gabinetes de influencia" y de las prácticas poco transparentes. En los últimos meses, a través de sus asociaciones miembro, ICCO ha intervenido en defensa del rigor y la profesionalidad de las empresas de comunicación en casos como el debate constitucional suscitado en Estados Unidos a raíz de una sentencia de un tribunal de California contra la empresa Nike, el llamado "Caso Huntziger" en Alemania, relativo a pagos a políticos, que terminó con la dimisión del anterior ministro de Defensa germano, Rudolph Scharping, o el caso Gescartera en España. 

"Mi principal objetivo será continuar y acrecentar el papel de ICCO -y de sus miembros nacionales-en definir claramente la frontera entre la comunicación empresarial, una actividad central en la vida de las empresas y corporaciones, y las prácticas encaminadas a manipular la opinión pública", señaló Carlos Lareau. "El nuestro es un sector de servicios profesionales estructurado, maduro y necesario para la actividad económica. Las consultorías que trabajan todos los días para mejorar, a través de una comunicación fluida y abierta, las relaciones del mundo empresarial con la sociedad, necesitan hacer un esfuerzo particularmente importante para promover su propia imagen".

ICCO representa a más de 500 empresas en 30 países de Europa, América y Asia, que emplean a más de 7.000 profesionales y facturan más de 2.000 millones de euros. España forma parte de ICCO a través de ADECEC, la patronal española del sector, integrada a su vez en CEOE, que agrupa a 32 compañías españolas con una facturación superior a los 60 millones de Euros. 


Grupo Control Publicidad,
desde 1962 especializado en publicidad y marketing