Amazon Game Room
 

Jenna, la muñeca que siente, aprende y habla en tiempo real

Jenna, la muñeca que siente, aprende y habla en tiempo real
Jueves, 21 de julio 2022

La juguetera catalana IMC Toys lanza al mercado un avatar con Inteligencia Artificial capaz de entender el lenguaje natural de los niños y niñas, interpretar sus emociones y hablar con ellos de manera autónoma.

IMC Toys acaba de lanzar una muñeca virtual que entiende, siente, aprende y habla en tiempo real. Así, los niños ya no solo jugarán con su muñeca utilizando su imaginación, sino que también podrán disfrutar de una experiencia de interacción más real. 

Esta muñeca, llamada Jenna y disponible en la web y la APP de Kitoons, utiliza un motor de inteligencia emocional que hace posible que el avatar interprete el diálogo con la niña o el niño y decida por sí misma y de manera autónoma qué expresión facial debe aplicar y qué respuesta se adapta mejor a la conversación que está teniendo en tiempo real. Jenna, por tanto, es capaz de entender el lenguaje natural que usamos las personas, de sentir e interpretar emociones y de hablar de manera autónoma, aprendiendo constantemente de las interacciones con los humanos. El avatar de Jenna está disponible además en cuatro idiomas: español, francés, inglés e italiano.

Tal y como afirma Raquel Roca, Directora de comunicación corporativa de IMC Toys, “estamos abriendo una nueva dimensión al juego y al entretenimiento. Hasta ahora teníamos tres dimensiones de juego: la dimensión física con el propio juguete, la audiovisual con las series y los contenidos en redes, e incluso la dimensión gamming, en la que había interacción con el niño o niña pero no de manera bidireccional y en tiempo real. Con este paso que da IMC Toys añadimos una nueva dimensión: la virtual, en la que la interacción es bidireccional y en tiempo real, lo que abre las puertas a una nueva experiencia de juego infinita y sin precedentes”.

Desde ingenieros de software a expertos en comunicación no verbal 

Detrás de Jenna hay casi dos años de trabajo de un equipo compuesto por doctores en lingüística computacional, que han trabajado en los flujos de la conversación del avatar; expertos en comunicación no verbal, que han ayudado a darle coherencia a las expresiones faciales y a la gestualidad del avatar; ingenieros informáticos que han entrenado los modelos para que el avatar pueda entender sobre qué está hablando la niña o el niño; ingenieros de software, que han realizado toda la programación; modeladores 3D, animadores 3D y character designer, que han puesto los músculos y la piel al avatar; diseñadores UX y UI, que han ayudado a que la interacción sea natural; y el equipo de marketing y contenido de IMC Toys al completo, que han creado el storytelling y han coordinado todo el proceso. 

Máxima seguridad para los niños y niñas

La privacidad y la seguridad de las niñas y niños está garantizada con el uso del avatar de Jenna, ya que incorpora una tecnología de anonimización que respeta la privacidad de las conversaciones, sin identificar los datos de los niños y niñas, excepto su nombre de pila, para poder dirigirse a ellos, y la IP, para poder saber si ya han interactuado previamente con el avatar y ofrecerle conversaciones coherentes. Incluso aunque sea el propio usuario quien ofrezca esos datos sin solicitarlos, por ejemplo, si el niño o la niña da su teléfono de manera espontánea, el sistema desecha esos datos y no los almacena. Además, el avatar cuenta con tecnología Superviser Machine Learning, que le permite aprender pero de manera controlada, es decir, se verifica que lo que aprende el avatar está dentro de la ética y el respeto.  


Grupo Control